Nerva

Marcus Cocceius Nerva
(Narni, 30 - Roma, 98). Conocido como Nerva fue nombrado emperador tras el asesinato de Domiciano en el 96

y lo fue hasta su muerte en el 98.
 

Siendo pretor, frustró la conjura de Cayo Calpurnio Pisón contra Nerón (65) por lo que se le recompensó con dos consulados (71 y 90). Estuvo al servicio del Imperio durante los reinados de Vespasiano, Tito y Domiciano.
Considerado un emperador sabio y moderado, su reinado fue un período de pacificación política y social. Reorganizó las finanzas del Imperio e impulsó una ley agraria para distribuir tierras entre los pobres.
Cuando los pretorianos empezaron a conspirar contra él (97), adoptó a Marco Ulpio Trajano, gobernador de Germania superior, y le nombró hijo adoptivo y sucesor.